Ir al contenido principal

Pasado y Amor Verdadero

El amor verdadero ha tocado tres veces a mi puerta (sin ninguna intención de quedarse); mientras que el pasado a diario me lanza piedrillas por la ventana y me deja notas debajo de la puerta, cuando ve que mi convicción por ya no escucharlo, es tan persistente como su terquedad...

Escribiendo pensamientos de Agosto...

Comentarios