Ir al contenido principal

Quién es Soraya para mi...


...Aunque ha pasado mucho tiempo, de cuando en cuando me gusta escribir acerca de ella. Tal como si fuera la primera vez; porque a pesar de que desde el año en que su música llegó a mi vida le dediqué páginas en mi diario; son muchos años ya desde entonces y muchas de las personas que me leen en esta etapa reciente del blog (y ahora en FB), no saben ni quien es; o quizá tienen una vaga idea, porque tal como pasa con las leyendas de la música, supieron de ella cuando murió de cáncer.

Por eso tuve ganas de contar de Soraya en letras, tal como si hoy fuera ese año y ese día en que esperando a que mi mamá saliera del trabajo, escuchando la radio en el auto, en una estación de radio, de pronto me sorprendió una canción tan diferente como hermosa. La voz era de una chica... No sólo era algo muy distinto a todo lo que sonaba en ese entonces, la canción tenía el sonido de un instrumento que parecía una guitarra, pero que no sé decir si era eso o la voz de ella, pero te transmitía mucha paz.

Desde los primeros instantes en que comencé a escucharla, empecé a imaginar cómo sería físicamente... Lo primero que vi a través de los ojos del alma al estar escuchando la canción, fue la figura de una mujer joven, ataviada con jeans, cabello largo y rizado y una guitarra al hombro... No pasó mucho tiempo y para sorpresa mía, descubrí que no me había equivocado porque en la tele, durante un programa de variedades que se transmitía por las noches y que conducía un actor mexicano de nombre Jorge Ortiz de Pinedo, y donde se presentó la chica que había escuchado en la radio, era de verdad exactamente como me la describió en esa tarde mi imaginación.

No pasó mucho tiempo... Conseguí el cassette en la primera oportunidad que tuve. Ella era Soraya y así fue como se convirtió en mi mejor compañía cuando me tocaba quedarme despierta hasta tarde estudiando para algún examen en la universidad o haciendo tarea para la materia de "Seminario de Titulación"...

Para mi era como una especie de ritual ya cuando llegaba la noche, sacar todo mi material para empezar a trabajar, y ponía en una radio grabadora con reproductor de cassete y CD que me compré con lo que ganaba en ese entonces en mi trabajo dentro de un restaurante; precisamente porque escuchar cada canción de ese primer álbum que se titulaba: "En Esta Noche", me relajaba tanto y me envolvía en una atmósfera de paz.

De Der. a Izq. el primer cassete que escuchaba en mi época de estudiante, al lado una versión Uruguaya de ese mismo álbum que fue un regalo muy especial en el 2008 y arriba el CD que compré muchos años después...

Me encanta recordar eso... Y es de alguna manera la mejor forma que encuentro para hablar de Soraya a quien no la conoce. Como una especie de preámbulo a todo cuanto sucedió después gracias a ella. Las personas importantes que llegaron a mi vida; grandes amigos y dos amores... Así como la cantidad de personas que buscando información sobre su vida y su música, han llegado hasta estas Páginas Sueltas y de Colores.

Es es mi propósito en esta noche de octubre... Luego de tantos años... Que quienes no la conozcan aún, sepan porque tiene una sección especial en mi diario virtual que lleva su nombre; y todavía hasta ahora, eventualmente le dedico escritos; y aunque yo ya no soy esa chica universitaria de 19 años y ella ya no está físicamente entre nosotros; recordar esas primeras madrugadas estudiando y escuchando sus canciones y su voz atrapadas en la cinta de un audio cassete; me sigue transmitiendo paz en el alma...

Gracias Soraya, donde quiera que estés.... Y a tí que me lees, te dejo esa primer canción con la que tantas veces me quedé estudiando y que me sorprendió por primera vez en un día normal, en un estacionamiento. y si no la conocías o habías escuchado hasta el día de hoy, espero que te transmita las mismas emociones y entiendas porque verás de cuando en cuando escritos sobre ella en este espacio.

Comentarios

Anónimo dijo…
A mi primer amor le dediqué “de repente”